El documental de Bike Beyond: una experiencia emotiva y culminante

7/13/18
ESCRITO POR: Molly Johannes

El verano pasado, un equipo de 20 ciclistas internacionales se embarcó en el viaje de su vida. Pasaron 10 semanas en bicicleta desde la ciudad de Nueva York hasta San Francisco, desde la costa este hasta la costa oeste. Como si esta hazaña no fuera lo suficientemente increíble, este equipo estaba compuesto por personas con diabetes tipo 1.

Este recorrido ya era lo suficientemente arriesgado, pero si le agregabas la diabetes a la mezcla, esto parecía algo imposible. Los azúcares en la sangre serían una preocupación constante. La tecnología para la diabetes podría fallar. Un cuidadoso control de los niveles de azúcar en la sangre podría chocar con el enfoque que necesitaban en el ciclismo. El agotamiento por la diabetes podría afectar a los ciclistas física y mentalmente.

Pero, alerta de spoiler, ni el miedo ni la diabetes evitarían que estos ciclistas completaran su arduo recorrido.

Cuando el equipo Bike Beyond comenzó oficialmente su recorrido el verano pasado, recuerdo haberlo seguido lo mejor que pude por medio de varios canales de redes sociales. Me sentía conectada con el equipo, no solo por la diabetes, sino porque personalmente me hice amiga de algunos de los ciclistas hace unos años en uno de los retiros anuales de estudiantes de la Red de la Universidad de la Diabetes. Asistí como voluntaria, y Jesse y Meagan estuvieron allí como estudiantes. Es curioso lo rápido que las amistades se pueden formar en el transcurso de cinco días, pero como cualquier persona que haya ido a uno de estos retiros puede decirles, hay algo sobre estar inmerso durante unos días con un grupo de personas que simplemente te entienden. Entonces es natural que nos hayamos unido debido a los páncreas disfuncionales que teníamos en común.

De todos modos, por muy genial que fuera leer esas actualizaciones de Jesse, Meagan y el equipo, no hay forma de que las palabras capten lo que estaban experimentando en el camino. Creo que es por eso que ver el documental fue tan emocionalmente cautivador para mí; en los primeros minutos, las lágrimas rodaban por mis mejillas mientras los ciclistas explicaban la energía nerviosa que sentían en los días previos al inicio del recorrido. De hecho, mis expresiones faciales cambiaban con tanta frecuencia a lo largo de la película que estoy segura de que fue algo cómico. En un momento estaba irradiando emoción, y en el siguiente me quedaba con la boca abierta. Me reía cuando los ciclistas estaban siendo ridículos frente a la cámara, y me maravillaba con ellos mientras disfrutaban de paisajes deslumbrantes en todo el país.

En general, el documental estuvo increíblemente bien hecho. La narración de Victor Garber fue fantástica, fluida y clara sin distraer la atención de lo que estaba ocurriendo en la pantalla, y las imágenes eran hermosas. Me gustó cómo se incorporaron las imágenes de las cámaras GoPro de los ciclistas para que los espectadores pudieran ver una representación precisa de sus perspectivas desde las bicicletas. Me hizo apreciar la intensidad física del recorrido mucho más, porque aparte de la diabetes, andar en bicicleta a una distancia tan larga llena de caminos rocosos y pendientes empinadas es extremadamente exigente para el cuerpo.

¿Mi recomendación? Miren el trailer. Lo incluí arriba. Les garantizo que despertará su interés y los conmoverá. Van a querer ver el documental completo, y pueden conseguirlo aquí. Después de verlo, creo que estarían de acuerdo conmigo en que el equipo Bike Beyond aplastó sus objetivos de aumentar la concientización sobre la diabetes Tipo 1 y eliminar los estereotipos al completar este recorrido.


¿Deseas realizar una proyección de Bike Beyond en tu ciudad natal? Descubre cómo hacerlo aquí.

Molly Johannes

Molly Johannes, de 25 años, fue diagnosticada con diabetes Tipo 1 en la Nochebuena de 1997. Se graduó de la Universidad de Massachusetts Amherst con un Título del idioma Inglés en 2014. Actualmente, trabaja a tiempo completo como editora asociada de una compañía financiera y tiene su propio blog de diabetes tipo 1, Hugging the Cactus (abrazando el cactus). Sus intereses incluyen pasar tiempo con familiares y amigos, Harry Potter, la cultura pop, los cócteles artesanales, los cachorros, la comida y el fitness. Síguela en Twitter @mollyjoh_T1D e Instagram @huggingthecactus.