CEO a las Aseguradoras de Salud: Importante la Cobertura de Nuevas Tecnologías

1/23/20
ESCRITO POR: Aaron J. Kowalski, Ph.D

Todos quienes vivimos con diabetes Tipo 1 (DT1) conocemos el valor de las innovaciones tecnológicas que alivian la carga de vivir todos los días con esta condición. El último avance es el algoritmo Control-IQ, de Tandem Diabetes Care, aprobado a fines del año pasado por la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA).

Durante un ensayo clínico de seis meses, el algoritmo Control-IQ se sincronizó con una bomba de insulina Tandem t: slim X2 y un medidor continuo de glucosa (MCG) Dexcom G6. Los resultados fueron positivos: las personas que usaron Control-IQ tuvieron mejoras significativas en sus niveles de glucosa en sangre.

Ahora tenemos un segundo sistema de páncreas artificial (AP) de circuito cerrado para unirse al Medtronic 670G, el primer sistema AP aprobado en 2016.

Esta es una gran noticia. Pero estos avances tecnológicos no ayudarán a las personas con diabetes Tipo 1 que no pueden pagarlos. En JDRF, pedimos a todas las aseguradoras que aprovechen este momento y cubran Control-IQ, t: slim X2, Dexcom G6 y todas las bombas de insulina y MCG aprobados. A través de la campaña Coverage2Control de JDRF, luchamos para garantizar que las personas con DT1 tengan más opciones y un mejor acceso a la tecnología que mejor les funcione.

Anteriormente, la microinfusora Medtronic 670G era el único sistema de Páncreas Artificial híbrido de circuito cerrado aprobado por la FDA. El enfoque del sistema de PA para el manejo de la DT1 ha cambiado la vida de muchas personas en nuestra comunidad, pero no era accesible para todos. Negar la cobertura a los nuevos avances tecnológicos es imperdonable. Las personas con DT1 deben tener opciones y acceso asequible a las herramientas que mejoran sus resultados y, como consecuencia, se reducen así costos de atención médica para todos.

JDRF busca curas para la DT1 y está igualmente comprometido a mejorar vidas hoy. Comenzamos nuestro Proyecto de páncreas artificial en 2005 para cumplir con el objetivo de ayudar a las personas con DT1 a vivir vidas más saludables y manejables hasta que tengamos curas. El proyecto delineó una hoja de ruta para desarrollar versiones cada vez más avanzadas de sistemas PA. Los fabricantes han adoptado la hoja de ruta para guiar sus propios programas de investigación y desarrollo, lo que está dando lugar a aún más herramientas para gestionar mejor la DT1.

Para las personas con diabetes Tipo 1, entre ellas yo, la vida es un delicado equilibrio diario de la ingesta de alimentos, el ejercicio y la insulina para mantener niveles saludables de glucosa en sangre. Incluso con nuevas herramientas en el mercado, el manejo de la condición requiere una planificación detallada y cuidadosa y decisiones en tiempo real para mantenerse en un rango de glucosa en sangre saludable.

Necesitamos ayuda con este acto de equilibrio y también la necesitan nuestros amigos y familiares. Los retos diarios y los costos de vivir con DT1 significan que debemos trabajar urgentemente juntos para garantizar el acceso, la elección y la cobertura de los dispositivos y medicamentos que las personas con la enfermedad necesitan para sobrevivir. Esta aprobación de la FDA es solo el último ejemplo del valioso impacto del dinero de los fondos de investigación de JDRF. Gracias al apoyo de los socios de JDRF, los defensores de la comunidad, nuestros donantes, nuestros campeones del Congreso, investigadores dedicados y empresas innovadoras, la gestión de DT1 se está volviendo más segura.

Incluso mejores tecnologías, dispositivos que son más pequeños, más fáciles de usar y más efectivos, están en el horizonte. El manejo de la diabetes Tipo 1 será más fácil para más personas. Tenemos evidencia clara, como se muestra en el ensayo Control-IQ y otros estudios, de que combinar un MCG y una microinfusora de insulina con un software para automatizar la administración de insulina mejora los niveles de A1C y limita los eventos hipoglucémicos graves. Y sabemos que un mejor manejo de los niveles de glucosa en sangre reduce las complicaciones de la diabetes Tipo 1.

Las diferentes microinfusoras y MCG funcionan mejor para diferentes personas, por lo que es imperativo que las compañías de seguros cubran la gama completa de dispositivos de control de la diabetes en el mercado. Conectar un MCG y una microinfusora de insulina para crear un sistema PA debe ser seguro y estar disponible para cualquier persona que quiera usar uno. La autorización de Control-IQ de la FDA nos acerca a este objetivo.

JDRF continuará impulsando las tecnologías más impactantes para apoyar a las personas con DT1. Seguiremos luchando para garantizar que las personas con DT1 tengan más opciones y un mejor acceso a las tecnologías y tratamientos que funcionen mejor para ellos hasta que haya cura para la DT1.


Alianza JDRF – Beyond Type 1


Encuentra más información sobre nuestros socios en JDRF aquí. Presentado por la Alianza JDRF - Beyond Type 1

Los Maestros con DT1 nos Hablan Acerca del Regreso a Clases


Le pedimos a tres maestros que viven con diabetes Tipo 1 que compartan sus perspectivas y sus planes para el regreso a clases, incluyendo sus mayores preocupaciones (para sus estudiantes y para ellos mismos), la importancia de que los maestros trabajen con sus profesionales de enfermería escolar y lo que los maestros necesitan que sepan los padres sobre el comienzo de un nuevo año escolar durante la pandemia de coronavirus.

A la Universidad con Diabetes Tipo 1 Durante Coronavirus


El 31 de julio, JDRF, en alianza con College Diabetes Network (CDN), transmitió una sesión en vivo en Facebook sobre la transición a la vida universitaria con diabetes Tipo 1.

Aaron J. Kowalski, Ph.D

Aaron J. Kowalski, Ph.D., es el Presidente y Director Ejecutivo de JDRF, la organización líder mundial que financia la investigación de diabetes tipo 1 (T1D). Un veterano de 15 años de JDRF y la primera persona que vive con T1D para dirigir la organización de investigación, el Dr. Kowalski impulsa estrategias para acelerar el progreso hacia la curación de T1D y mejorar la vida de las personas que viven con la enfermedad hoy.