Pantallas de computadora y luz azul: lo que el tiempo frente a la pantalla puede afectar a tus ojos


 

A lo largo del día, es posible que pases más tiempo con los ojos en una pantalla que lejos de ella. Entre tu computadora, tu teléfono y tu televisor, el tiempo frente a la pantalla es una parte importante de tu día.

El 65% de los estadounidenses informa haber experimentado síntomas de fatiga ocular digital, también conocido como “síndrome de visión por computadora”. El síndrome de visión por computadora es un grupo de problemas relacionados con la visión y los ojos que provienen de períodos prolongados de tiempo frente a la pantalla, especialmente con computadoras y teléfonos celulares que se colocan a solo 30 o 60 centímetros (1 o 2 pies) de los ojos.

De acuerdo a la Asociación Estadounidense de Optometría, es más probable que desarrolles el síndrome de visión por computadora si pasas dos o más horas continuas en la computadora por día. Para muchos estadounidenses que trabajan, esto es inevitable.

Para las personas con diabetes, es importante proteger sus ojos de un mayor estrés o tensión.

Por qué leer en una pantalla es diferente a leer en papel

Ver una pantalla de computadora no es lo mismo que leer una página impresa. Las letras de computadora a menudo no son tan claras como la palabra escrita y el deslumbramiento también puede ser un problema. La distancia y el ángulo de un teléfono o la pantalla de una computadora también son diferentes de cómo sostienes un libro, lo que crea una exigencia diferente para tus ojos.

Es posible que tus anteojos, y especialmente los bifocales, no sean adecuados para el ángulo o la distancia a la pantalla de la computadora, lo que presionará aún más la vista.

Si probablemente necesitas anteojos pero te has resistido a tenerlos, esto puede poner aún más presión en tus ojos cuando ves una computadora o la pantalla de un teléfono.

Síntomas del síndrome de visión por computadora

Los síntomas del síndrome de visión por computadora incluyen:

  • Dolores de cabeza
  • Visión borrosa
  • Ojos secos
  • Dolor de cuello y hombros

Para muchos, estos síntomas son temporales y desaparecerán cuando te alejes de tu computadora, pero con mucha frecuencia, es posible que aún estés usando tu teléfono después de que termines la jornada laboral.

Para algunos, estos síntomas pueden persistir y persistir, lo que significa que debes consultar a un oculista para obtener ayuda.

Se puede utilizar un examen de la vista completo para ayudar a diagnosticar el síndrome de visión por computadora. La mayoría de las personas, aproximadamente el 90%, no habla con un oftalmólogo sobre estos síntomas, probablemente porque no se dan cuenta de que hay cosas que pueden hacer (sin perder su trabajo) para ayudar.

¿Qué es la luz azul?

Se sabe que la luz azul tiene la longitud de onda más corta y la energía más alta, según una investigación de UC Davis.

La luz azul es el tipo de luz emitida por la mayoría de los dispositivos digitales modernos, incluidos teléfonos inteligentes, tabletas, pantallas de computadora, televisores de pantalla plana, luces fluorescentes y bombillas fluorescentes compactas. El sol también emite algo de luz azul.

La investigación ha encontrado que los ojos de los niños absorben más luz azul que los adultos, aumentando el impacto, tanto bueno como malo.

Los posibles beneficios de la luz azul incluyen:

  • Hacerte sentir más alerta
  • Mejora tu memoria
  • Impulsa la función cognitiva
  • Eleva tu estado de ánimo

Los efectos secundarios negativos de la luz azul incluyen:

  • Daño gradual a la retina (donde la luz azul se convierte para que el cerebro la procese)
  • Contribuye al desarrollo de cataratas.
  • Contribuye al cáncer ocular y al desarrollo de protuberancias en la zona blanca del ojo.
  • Altera los patrones naturales del sueño porque interfiere con la producción de melatonina.

Consejos para proteger tus ojos durante el tiempo frente a la pantalla

Las recomendaciones para minimizar el impacto de las horas frente a una pantalla incluyen:

  • Sigue la regla 20-20-20: cada 20 minutos mira al menos a 0.6 metros (20 pies) de distancia durante 20 segundos.
  • Maximiza la iluminación y minimiza el deslumbramiento de la pantalla trabajando en una habitación bien iluminada.
  • Coloca tu pantalla a la distancia y el nivel más eficaz para la comodidad de tus ojos. A la mayoría de las personas les resulta más cómodo ver la pantalla de una computadora cuando sus ojos ven hacia abajo.
  • Asegúrate de que tu silla y tu escritorio estén en un nivel cómodo. Ajusta la altura de tu silla para que tus pies estén planos sobre el piso o sobre un reposapiés de manera que tus muslos estén paralelos al piso.
  • Ajusta la configuración de la pantalla de tu computadora (brillo, color y tamaño del texto) para asegurarte de que no sea demasiado brillante y no entrecerrar los ojos para leer el texto.
  • Mantén los objetos clave, como tu teléfono o materiales impresos, sobre el teclado y debajo del monitor.
  • Parpadea a menudo.
  • Visita a tu oftalmólogo para hacerte una prueba de lentes de contacto o anteojos si sospechas que puedes necesitarlos.
  • Visita a tu oculista para asegurarte de tener la receta correcta para anteojos o lentes de contacto.
  • Considera usar lentes con filtro de luz azul, que potencialmente pueden reducir los efectos secundarios negativos del tiempo frente a la pantalla.
  • Obtén un filtro de luz azul para la pantalla de tu computadora, teléfono inteligente y tableta, ello reduce significativamente tu exposición a la luz azul sin tener que usar lentes de luz azul.Si bien la mayoría de las personas no pueden reducir significativamente el tiempo frente a la pantalla si es parte de su trabajo, deben seguir algunos de estos sencillos pasos para proteger sus ojos mientras usan dispositivos digitales. Habla con tu equipo de atención médica si tienes alguna inquietud sobre la salud de tus ojos y el síndrome de visión por computadora.

Este contenido sobre Salud Visual fue hecho posible a través de ADA x BT1 Collab.

ESCRITO POR Ginger Vieira , PUBLICADO 05/26/21, UPDATED 05/26/21

Ginger Vieira es una autora y escritora que vive con diabetes Tipo 1, enfermedad celíaca, fibromialgia e hipotiroidismo. Es autora de una variedad de libros, incluidos "When I Go Low" (Cuando tengo un nivel bajo) (para niños), "Pregnancy with Type 1 Diabetes" (El embarazo con diabetes Tipo 1) y "Dealing with Diabetes Burnout" (Lidiando con el síndrome de burnout por la diabetes). Ginger también ha escrito para Diabetes Mine, Healthline, T1D Exchange, Diabetes Strong y más. En su tiempo libre le gusta saltar la cuerda, andar en monopatín con sus hijas o caminar con su chico guapo y su perro.