Yo También Vivo con Diabetes

7/26/19
ESCRITO POR: Daniela Mejía Orozco

 

 

 

Mi nombre es Daniela Mejía Orozco, tengo 30 años de edad, soy diseñadora industrial de profesión pero una apasionada por ayudar a los demás y generar impacto en sus vidas, por vocación. No tengo diabetes pero hace un par de años, sintiendo que mi trabajo como diseñadora en varias empresas por las que pasé, no me llenaba del todo, no me hacía brillar el alma, decidí renunciar y seguir mi corazón, teniendo solo una cosa clara: quería trabajar por las personas; lo que no sabía, era que eso que tanto tiempo llevaba buscando, había estado más cerca de mí de lo que creía. 

Mi infancia, aprendiendo de diabetes Tipo 1 de mi madre

Mi madre se llama Liliana, es médica diabetóloga y tiene diabetes Tipo 1 desde que era una niña, lo que quiere decir que nos tuvo a mi hermano y a mí siendo una mujer con diabetes, embarazos completamente normales, contrario a lo que muchos creen. ¿Nuestra vida? una vida como la de cualquier otra familia, incluso, en términos de alimentación, me atrevo a decir que con unos hábitos mucho mejores que los de muchas otras. No tengo ningún recuerdo difícil de la diabetes en nuestras vidas, por el contrario, esta se convirtió para nosotros en una condición tan normal que hasta mis 16 años donde viví la primera hipoglucemia de mi madre, pasó casi desapercibida.

¿Alguna pista de para dónde voy con esta historia y porqué la estoy contando acá? Pues bien, si unimos los puntos o las pistas, como prefiero llamarlas, tenemos:

  • 30 años conviviendo con la diabetes de muy cerca sin verla como una dificultad.
  • Una necesidad y un llamado imposible de ignorar, para trabajar por las personas y darle valor a mi quehacer.

Conversaciones y obesesiones

¿El desenlace? Una conversación con mi madre, cambiaría mi rumbo y empezaría a dar forma a lo que se convertiría en mi obsesión hasta el día de hoy: Yo También vivo con diabetes, nuestro ambicioso proyecto de educar, acompañar y empoderar a todas las personas que viven y conviven con esta condición en Colombia, desde nuestra propia experiencia.

Si bien no ha sido un camino fácil sí que ha sido un camino lleno de satisfacciones; la respuesta positiva de la gente, la mejoría en el control de su condición, la gratitud con la que reciben lo que les entregamos y todas las manos que nos llegan día a día a ofrecernos su apoyo.

Queremos llegar lejos, sabemos que podemos y sobre todo, que debemos hacerlo, la diabetes merece mucho más que 30 minutos de consulta cada 2 o cada 3 meses. ¿Nuestro sueño? Crear una comunidad de personas con diabetes, sus familiares, sus parejas, sus amigos, sus colegas, sus médicos y todas aquellas personas con quienes se involucran, para convencerlos de eso de lo que nosotras ya estamos convencidas: Llevar una vida plena con diabetes sí es posible, nosotras dos lo hemos hecho, ella, como médica, como mamá, como mujer y yo, como hija y ahora, como socia.

¿Quieren saber cómo lo estamos haciendo? Visiten nuestras redes y únanse a la voz #YoTambién

 

 

Daniela Mejía Orozco

Daniela Mejía Orozco, vive en Colombia, ella tiene 30 años de edad, es diseñadora industrial de profesión y es una apasionada por ayudar a los demás y generar impacto en sus vidas, por vocación. Ella no vive con diabetes Tipo 1 pero su madre sí y ella está convencida en ayudar a otros en el mejor manejo de su condición. Daniela es parte del equipo detrás de Yo También Vivo con Diabetes.