Apagones y el Manejo de Nuestra Insulina


 2019-03-12

En el caso de quienes vivimos con diabetes y utilizamos un régimen con insulina es importante tener en cuenta varias consideraciones en caso de un apagón. En esta nota encontrarás un par de consejos. Recuerda que el desabastecimiento eléctrico puede presentarse por muchas otras causas y que nuestros países, tristemente, no están exentos.

De la temperatura de nuestras insulinas

Recuerda que las insulinas no servirán si son expuestas a temperaturas extremas.  Es importante que sepas que la insulina puede perder eficacia si no es almacenada de forma adecuada. Generalmente la insulina debe guardarse en el refrigerador cuando no la hemos abierto (entre 2 y 8 ºC).

Si has perdido abastecimiento eléctrico asegúrate de que la insulina permanezca a  una temperatura menor a los 25 ºC . Evitar exponer la insulina directamente a la luz del sol. Los gabinetes del cuarto de baño no son la mejor opción debido a que la temperatura varía mucho: se eleva durante el baño y desciende posteriormente.

La insulina puede permanecer a temperatura ambiente (sin refrigeración) hasta por 30 días. Después de este tiempo debemos utilizar un nuevo frasco sin importar cuánta insulina nos ha quedado. Utilizar la insulina de un frasco por no más de 30 días garantiza la efectividad de tu medicamento.

De la apariencia de las insulinas

Las insulinas ultrarrápidas como lispro, aspart y glulisina (Humalog ®, Novorapid ® y Shorant ®), rápida, regular o R (Humulin R®, Novolin R® e Insuman R®) y de acción prolongada como glargina o detemir (Lantus® y Levemir®) , son cristalinas, totalmente transparentes. No deben verse turbias, amarillentas o tener partículas flotantes.

Las insulinas intermedias o NPH (Humulin N®, Novolin N® e Insuman N®) y las mezclas (Humalog mix 25®, Humulin 70/30®, Novomix 30® y Novolin 70/30® tienen un aspecto lechoso y cuando están en reposo en los frascos debe apreciarse claramente una separación: en la parte de abajo observarás una sustancia blanca, más densa y en la parte de arriba son cristalinas sin partículas flotando o pegadas a las paredes del frasco.

Cuando las rotes en tus manos para mezclarlas antes de inyectarte la insulina debe quedar una sustancia uniforme, sin grumos o burbujas. Si notas algún cambio de color o apariencia en la insulina, desecha el frasco o cartucho y adquiere uno nuevo.

Si vas a viajar a otra zona

Cuando viajes por carretera o cuando vayas a lugares calurosos puedes guardar tu insulina en una pequeña hielera o nevera portátil. También puedes usar una caja de material aislante (corcho) que conserva la temperatura. Existen productos especiales para transportar insulina en caso de que vayas a realizar un viaje largo. Recuerda evitar su contacto directo con el hielo.ç

Recuerda esta información y ten a la mano lo necesario por si te encuentras en una situación similar.

Referencias

  1. www.fmdiabetes.org 3
  2. http://www.sanofi-aventis.com.mx/live/mx/sp/index.jsp 8
  3. http://www.xtucontrol.com.mx/cmscentral/diabetes/default.aspx 3
  4. http://www.diabeteshealth.com

ESCRITO POR Mariana Gómez , PUBLICADO 03/12/19, UPDATED 04/07/22

Mariana es psicóloga y educadora en diabetes. Es la creadora de Dulcesitosparami, uno de los primeros espacios en línea para personas con diabetes tipo 1 en México. Ella fue diagnosticada con diabetes tipo 1 hace más de 30 años. Es mamá de un adolescente.