La Diabetes como Enfermedad Insidiosa


 

 

Mi embarazo ya estaba en una etapa avanzada, se sentía la primavera en el aire y se acercaba la víspera de Pascua. Boom, del cielo de pronto llegó el diagnóstico: diabetes Tipo 1. ¿Qué, yo? ¿Ahora? Me estoy preparando para algo completamente diferente, algo realmente fantástico, estoy preparándome para dar la bienvenida a nuestra hija al mundo.

Descubrimos mi diabetes en un diagnóstico rutinario.  No tuve síntomas muy notables. Bebí mucha agua y quizá por eso logré reducir mis niveles de glucosa en sangre pero  pero no fue algo que haya llamado mi atención hasta ahora en retrospectiva. La diabetes es una enfermedad insidiosa que puede ocurrir en cualquier momento y puede afectar a cualquier persona.

Me sorprendió cuando me diagnosticaron, precisamente porque nadie en mi familia ni mi círculo cercano tiene diabetes Tipo 1. No sabía nada sobre la enfermedad y no entendía la gravedad de los niveles de azúcar en sangre demasiado altos o demasiado bajos. Probablemente se trate “solo” de aprender a inyectarme la cantidad correcta de insulina y podré vivir exactamente igual a como lo he hecho pero, para mi sorpresa no se trató solo de eso.

Sólo quienes viven con diabetes y sus y familiares entienden lo terrible y seria que es una condición como la diabetes Tipo 1. Podemos tener un valor de azúcar en sangre demasiado bajo si nos hemos inyectado demasiada insulina. Esto puede llevarnos a un coma. Varias personas en el mundo mueren cada año precisamente por esto. Nosotros, quienes vivimos con diabetes, podemos tener un nivel de azúcar en sangre demasiado alto si, en cambio, hemos aplicado muy poca insulina. A largo plazo, los niveles altos de azúcar en sangre durante un período prolongado pueden provocar secuelas como ataque cardíaco, accidente cerebrovascular, etc. Nuestro cuerpo puede incluso formar toxinas debido a poca insulina en el cuerpo y podemos terminar en una condición potencialmente mortal (cetoacidosis diabética). Por tanto, la diabetes es una enfermedad complicada que debe tomarse en serio. ¿Qué tan difícil puede ser aplicar la dosis correcta de insulina? Muy difícil si me preguntas. Son muchos los factores que afectan nuestro nivel de azúcar en sangre como el sueño, la actividad física, la alimentación, las hormonas, el estrés, el alcohol, etc. Por lo tanto, no puede administrar la misma cantidad de insulina con la misma comida en otro momento. Es casi imposible dosificar siempre la cantidad correcta de insulina.

¿Cómo manejo mi diabetes?

Estoy agradecida de que me hayan diagnosticado con diabetes Tipo 1 ahora que existen alternativas y herramientas para mantener un buen manejo de los niveles de glucosa  en sangre. Todas las personas con diabetes Tipo 1 deberían tener un Medidor Continuo de Glucosa. Es un sensor que se coloca en mi brazo y me brinda información sobre mis valores de glucosa 24/7 escaneándolo con mi iPhone. Es a través de mi sensor que he podido ver cuánto impacto tiene mi estilo de vida en mi nivel de glucosa en sangre. Si hago ejercicio y opto por alimentos sanos, no necesito usar tanta insulina y mi nivel de azúcar en sangre es más estable. Aquí es importante encontrar una forma que funcione cada uno de nosotros, ya que nuestros cuerpos son diferentes y reaccionan de manera diferente. Dado que no existe cura para la diabetes Tipo 1, el cuidado personal es muy importante en combinación con los medicamentos disponibles en la actualidad. De esta forma, es posible llevar una vida normal sin tener que preocuparse por las fluctuaciones en nuestros niveles de glucosa en sangre que parecen una montaña rusa.

La importancia del estilo de vida

Nunca antes el ejercicio y la dieta habían sido una parte tan importante de mi vida como ahora, después de recibir mi diagnóstico. Esto se debe precisamente a que son cosas que me ayudan a manejar de mejor forma mi diabetes. Antes, no me detenía mucho a pensar sobre mi alimentación, comía lo que quería y cuando quería.  Pero como persona con diabetes, es difícil vivir como si tuviera un páncreas funcional. Se necesita una cantidad increíble de tiempo y energía para mantener un nivel de glucosa en sangre estable con ese estilo de vida. Muchas personas con diabetes se sienten agredidos por la pregunta “¿Puedes comer eso?” y optan por comer exactamente lo que quieran cuando quieren. Por supuesto, depende de todos, pero cuando viví de acuerdo con esa filosofía de vida, descubrí que el valor promedio de mi nivel de glucosa en sangre era más alto y emocionalmente y mentalmente no me sentía bien con ello. Estos altibajos se pueden evitar mediante el cuidado personal. Ahora he aceptado mi enfermedad y nos hemos convertido en un equipo que se cuida. Cuando cuidas tu salud, tu salud cuida de ti.

Recomendación

Desafortunadamente, no hay respuesta al por qué tenemos diabetes. Lo que sabemos es que se trata de una nueva enfermedad de salud pública que está aumentando en todo el mundo. Cuanto antes se detecte la enfermedad, mejor. Por lo tanto, recomiendo a todos que se hagan la prueba, incluso si no presentan ningún síntoma. La mayoría de las farmacias tienen un medidor de glucosa en sangre donde puedes hacerte la prueba. Es importante medir tu nivel de azúcar en la sangre aproximadamente una hora después de comer una comida rica en carbohidratos. De lo contrario, puedes obtener resultados engañosos.

Para inspirar también a otros a un estilo de vida más saludable, recientemente abrí una cuenta de Instagram, puedes encontrar mi perfil aquí: www.instagram.com/mrsdiabetic